Brasil: Crímenes ambientales e impunidad de las multinacionales

08/10/2020

CONSEJO DE DERECHOS HUMANOS
(45º período de sesiones)

En un diálogo anterior durante este período de sesiones del Consejo de Derechos Humanos, el Relator Especial sobre los desechos tóxicos, Sr. Tuncak, formuló recomendaciones claras, basadas en la deficiencia manifiesta de la normativa nacional del Brasil en materia de regulación de las multinacionales, en las que se pedía que se realizaran investigaciones independientes en el marco del abuso de poder de estas entidades.

El análisis de terreno realizado por nuestros socios del Movimiento de Afectados por Represas (MAB) muestra la falta de respuestas adecuadas por parte del gobierno de Brasil y sus órganos judiciales para luchar contra la impunidad de las multinacionales.

A modo de recordatorio, el 25 de enero de 2019, la presa de Brumadinho se rompió. Propiedad de VALE (empresa con sitio fiscal en Suiza), la presa está situada en el estado de Minas Gerais, Brasil. Más de 250 personas murieron en el incidente, la mayoría empleados de la empresa que estaban comiendo en la cantina. El desastre también tuvo graves consecuencias ambientales. El lodo, lleno de residuos tóxicos, llegó al río Sao Francisco (el segundo río más grande de Brasil) del que dependen 14 millones de personas. Las pruebas revelaron un nivel alarmante de metal (hierro y aluminio en particular) en el agua y los peces, la principal fuente de alimento para la población local.

En marzo de 2019, el CETIM y el MAB denunciaron este crimen ante los mecanismos de la ONU, reclamando el acceso a la justicia para las y los afectados. Tras esta denuncia, el Relator Especial sobre los desechos tóxicos visitó el Brasil a finales de 2019. A este respeto, lea su comunicado de prensa en inglés o portugués y el comunicado de prensa del CETIM.

En septiembre de 2020, durante el 45o periodo de sesiones del Consejo de Derechos Humanos, el Sr. Tuncak presentó su informe sobre su visita a Brasil. Puede leerlo aquí. En este marco, el CETIM hizo una declaración en la ONU señalando que casi dos años después de la catástrofe, la multinacional VALE todavía no ha sido responsabilizada por el crimen cometido, y demandando al gobierno de Brasil de implementar las recomendaciones del Relator especial.

Lea la declaración en inglés

Escuche la declaración en inglés

 

Categories Artículos Declaraciones Derechos humanos Empresas transnacionales Noticias
Tags